Victimas identifican a delincuentes y resultaron ser policías de inteligencia

Cancún.-  El grupo de inteligencia de Alberto Capella, que opera en el norte del municipio, no solo hace trabajos extrajudiciales, también aprovecha para cruzar la delgada línea de la delincuencia; ayer bajo el amparo y protección de una placa y una pistola de cargo, dos de sus integrantes fueron señalados de cometer un robo con violencia de 97 mil pesos.

Los detenidos se identificaron como Policías Estatales del área de inteligencia: Armando Cruz López, de 36 años, domicilio en el fraccionamiento Tikal, se le aseguró una pistola, glock 17, matricula BBAY528, con dos cargadores y 28 cartuchos útiles.

El otro, dijo llamarse Eduardo Aquino Cruz, de 33 años, con domicilio en la Región 227, a quien se le decomisó una pistola, glock 17, matricula BBAY527, con dos cargadores y 31 cartuchos útiles.

El robo con violencia fue reportado al 911 a las 11:30 horas, todo inicio en la calle 34, en un domicilio de la manzana 31, de la Región 100, en un taller de mofles, en donde cuatro sujetos llegaron en un Jetta, blanco, tres de ellos bajaron y entraron.

Los delincuentes, que hasta ese momento desconocían que eran policías estatales de inteligencia, amagaron al dueño del taller y a ocho personas, entre ellas cuatro mujeres.

Lo que no contaban los delincuentes es que había en el domicilio cámaras de circuito cerrado y grabaron como los asaltantes golpearon a uno de los agraviados y a las mujeres las tiran al suelo, imágenes con las que cuenta este medio informativo.

Los individuos se apoderan de celulares, carteras de las mujeres y 97 mil pesos, después se dan a la fuga, y se llevan un vehículo de un cliente, Nissan, Sentra, verde, con placas HEZ636A.

Uno de los ladrones se subió al vehículo del cliente y los otros en el que llegaron y se dieron a la fuga, pero los empezó a seguir.

Sin embargo el sujeto que llevo el Sentra, cuando circulaba sobre la avenida 127, perdió el control y se impacto contra una camioneta estacionada, frente a la manzana 111, de la Región 100, entre las rutas 4 y 5. Dejó abandonado la unidad y huyo a pie.

Mientras las autoridades municipales y ministeriales realizaban las diligencias correspondientes uno de los agraviados detectó su celular mediante el GPS y dio como ubicación la Región 216, manzana 11, lote 10, entre calle Maui y Cozumel.

Los elementos policiacos se trasladaron al lugar y encontraron que en el interior estaban las identificaciones de los agraviados, las bolsas de las mujeres, por lo que, solicitaron la intervención de peritos de la Fiscalía General del Estado (FGE).

Mientras se desarrollaba la diligencia y los policías municipales de las patrullas 5744 y 5904 daban seguridad, uno de los agraviados identificó a Armando y Eduardo como las personas que los habían asalto en el taller de mofles, quienes se desplazaban en una camioneta oficial, camioneta, blanca, Nissan, placas TB4369J.

Ambos fueron puestos a disposición del Ministerio Público del Fuero Común (MPFC) ante el señalamiento de la mujer, por el delito de robo y en las próximas horas se determinará su situación jurídica.

En el lapso, de que se encontraban realizando los trámites para trasladarlos a la Fiscalía un alto mando de la Policía Estatal con clave Apolo, exigió a los policías municipales que soltaran a sus compañeros, sin embargo, ambos los consignaron.

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: